Los remolques tipo caja seca están completamente cerrados y existen con capacidades de 800 kg. hasta 6,000 kg. Además, pueden contar con una puerta trasera, ya sea tipo rampa o normal, y existen diversas opciones para adecuar cada remolque, según lo que solicite el cliente.

Estos remolques al tener un contenedor o caja seca son de las carrocerías más utilizadas en la transportación de productos.

Las cajas se fabrican con madera y aluminio, razón por la cual cuenta con la capacidad de adaptarse a prácticamente todo tipo de productos, dado que son excelentes herramientas para conservar una temperatura ideal, sin acumular vapores y humedad que afecten al bien trasladado.

Son ideales para frijoles, semillas, carbón, artículos de acero, muebles, electrodomésticos, enlatados, cajas, electrónicos, minerales, motocicletas, paquetería, cualquier carga que requiera un cuidado especial.

Artículo creado con información de joviar.mx